martes, 8 de enero de 2013

Ficha de lectura El buscón



Jaime Fernández Menéndez. Nº10. 3ºB ESO. 2ª Evaluación.





Título: El Buscón.

Autor: Francisco de Quevedo.


                     

Resumen:

                              
Pablos, vivía en Segovia y era hijo de Clemente Pablo, un barbero cuyo oficio era robar a la gente mientras les afeitaba o les cortaba el pelo, y de su madre, Aldonza, de la cual se decía que practicaba la brujería y hacia pactos con el diablo.
Al final Pablos acabo yendo al colegio donde se hace muy amigo de Don Diego, hijo de  Don Alonso Zúñiga. A causa de un problema que tiene en el colegio se marcha y decide irse como acompañante de Diego a una casa de estudiantes en Segovia, allí conocen al licenciado Dómine Cabra el clérigo regidor de la casa, que los mata de hambre. Al final debido a los malos tratos del clérigo, deciden marcharse a casa de Don Alonso Zúñiga.
Una vez recuperados de la enfermedad provocada por el hambre, Diego y Pablos se marchan a estudiar a Alcalá de Henares, allí son víctimas de las típicas novatadas crueles y salvajes de los estudiantes, aunque  Pablos más que Diego, porque Diego se las arregla  para comprar la amistad de los cabecillas. Harto, Pablos empieza a cometer travesuras, y se convierte en un auténtico pícaro. En cuanto Don Alfonso se entera de lo que le estaba sucediendo a su hijo con Pablos, obliga a Diego a volver a casa, y
al mismo tiempo, Pablos recibe una carta de su tío Alonso Ramplón, en la que le comunica que su padre ha sido ahorcado por robo y que su madre está en la cárcel de la Santa Inquisición acusada de brujería, así que Pablos decide dejar sus estudios y volver a Segovia para cobrar su herencia.
De regreso a su casa, Pablos primero se encuentra con un hombre un tanto loco con el que mantiene una conversación sobre la guerra de Tierra Santa contra los turcos, y la de Flandes, donde el loco le propone unas estrategias muy inverosímiles. Al llegar a Torrejón, se separa del loco, y es acompañado por un  fanático de la esgrima que se pasa el día midiendo ángulos y calculando los movimientos de la espada, al final Pablos se separa del espadachín y prosigue su viaje hasta topar con un clérigo poeta. Los dos llegan juntos a Madrid y después se separan siguiendo cada uno su camino, hasta que Pablos coincide en el camino con un soldado, y más tarde con un ermitaño. Los tres continúan su viaje hasta llegar a Cercedilla, donde se hospedan en una posada, allí deciden apostarse su dinero en un juego, pero Pablos y el soldado lo pierden todo ante el ermitaño. Pablos y el soldado se separan del ermitaño, y siguen juntos hasta Segovia. Allí por fin encuentra a su tío Alonso Ramplón, el cual lo acoge en su casa y le invita a comer junto a unos amigos. Tras la comida, todos se quedan dormidos a causa de la gran borrachera, y Pablos aprovecha la oportunidad, coge la herencia y se marcha, dejándole una carta a su tío, en la que le explica que no volverá nunca más a Segovia.
Después de esto, Pablos parte hacia Madrid, encontrando en el camino a un hidalgo, que en realidad resulta ser un noble arruinado que intenta ocultar su situación, y que le  enseña a Pablos como hacerlo ante  la Corte, al igual que él lo había hecho.
Llegan a la Corte y se instalan en la casa donde estaban todos los farsantes que se hacían pasar por nobles, estos le dan consejos sobre como guardar las formas para no delatarse. Y  Pablos, en ocasiones adopta otros nombres, como por ejemplo, Álvaro de Córdoba, y así Pablos simula llevar una vida sin muchas complicaciones, hasta que alguien lo delata y él y el resto acaban todos en la cárcel.
Pero Pablos consigue escapar, sobornando a los carceleros, y se dirige a una posada haciéndose pasar por Ramiro de Guzmán, que era un noble muy rico, allí conoce a una dama muy hermosa con la que pretende casarse, pero una noche pretendiendo llegar a ella cruza un tejado y lo descubren, lo toman por ladrón y lo llevan a la cárcel.
Aunque Pablos consigue salir por mediación de unos amigos que hizo en la posada, luego se hace pasar por Felipe Tristán, y le descubren y le dan una paliza. Pablos no tiene dinero, y tiene que mendigar para vivir. Pero al final ahorra algún dinero y se marcha a Toledo, donde conoce a un grupo de actores a los que se une y tiene mucho éxito como actor y escritor de comedias, pero este bienestar no le dura mucho tiempo, ya que el dueño de la compañía es detenido y los actores toman rumbos diferentes, y  Pablo se ve obligado a  abandonar su profesión.
Después de esto, Pablos acaba enamorado de una religiosa, pero no es correspondido y decide irse a Sevilla, pero en Sevilla se hace amigo de unos ladrones y comete varios delitos, entre ellos asesinar a unos guardias mientras patrullaban. Por tanto, Pablos decide irse, como muchos otros españoles en esa época, a probar
suerte al nuevo mundo.





Opinión personal:

Este libro ha sido bastante interesante, no me ha gustado en demasía, pero tampoco me desagrada. Sin embargo no lo recomendaría.





No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.