martes, 29 de octubre de 2013

El conde Lucanor.

EL CONDE LUCANOR

El libro sigue un esquema en el que al conde Lucanor se le presenta un problema y su consejero Patronio le ayuda a resolverlo, el sigue sus consejos y le sale todo bien.

DOS EN UN BURRO
Un día el conde Lucanor tenía un problema que si lo solucionaba de una manera le reprocharían pero si lo resolvía de otra también. Patronio para ayudarle le contó una historia en la que un padre y un hijo iban con un burro al mercado. Yendo hacia el mercado iban a pie y el burro descargado, se cruzaron con unos señores que les echaron en cara ir a pie pudiendo ir en burro. Así que se subieron al burro, pero más tarde se cruzaron con otros que les reprocharon llevar al burro cargado con sus pesos, por lo cual decidieron que el padre sería quien fuese en burro. Siguieron el camino y se encontraron con otros que les echaban en cara ir el joven andando y el padre en burro y cambiaron. Entonces el padre le preguntó que cómo era posible que siempre se equivocasen haciendo todo lo posible. Al no poder responderle él le explico que no siempre las cosas que se hacen agradan a todos pero no significan que estén mal.
El conde siguió su consejo y le fueron las cosas bien.

EL LAZARILLO CIEGO
Una vez al conde Lucanor le propuso un pariente ir a un lugar peligroso, a pesar de que le hubiese prometido que no le pasaría nada, él no se atrevía. Pidió consejo a Patronio, él le contó la historia de un ciego que fue a visitar a otro ciego  para que le acompañase a una ciudad para pedir limosna. El otro le contestó que no porque el camino estaba llego de pozos por donde caerse. Su amigo le convenció de que nada pasaría pero al llegar a la parte llena de pozos el ciego valiente cayó y con él el temeroso. Por lo cual es mejor quedarse en lo seguro que arriesgar y perderlo todo.
El conde siguió el consejo de su amigo y le fue bien.

LA FALSA MIEDOSA
El conde Lucanor tenía un hermano mayor más pobre que él que cada vez que el conde le pedía ayuda él se escaqueaba mientras que si era al revés le decía que debía ayudarle aunque se quedase sin hacienda. Patronio al saber de su problema le contó la historia de un moro a cuya hermana le daba miedo hasta el sonido de las jarras. El hermano para poder vivir saqueaba las tumbas y luego vendía todo lo robado. Un día se enteraron de que había muerto un hombre muy rico,  la hermana pidió ir con él. Al ver que la única manera de conseguir las prendas sin romperlas era cortándole la cabeza ella lo hizo sin dudar. Al día siguiente cuando la hermana se quejó del ruido de las jarras el moro le contestó que cómo era posible que le diese miedo ese ruido pero cortarle la cabeza a un difunto no. Entonces Patronio le dijo al conde que lo que debía de hacer era escaquearse como su hermano con él.

El conde siguió los consejos de Patronio y todo le fue bien.

PERSONAJES
Conde Lucanor:  se le presenta un problema y pide ayuda.
Patronio: consejero del conde y muy inteligente.

Marta Cuadrado Aníbarro Nº7 3ºA 1º Evaluación 


1 comentario:

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.