viernes, 1 de noviembre de 2013

EL CONDE LUCANOR


UN PRIVADO DE CONFIANZA:
En este capítulo el conde Lucanor le pide ayuda a su consejero Patronio, ya que un amigo suyo le había dicho que quería marcharse y le dejaría todas sus tierras. Patronio supo que el hombre aquel solo quería poner a prueba al conde y le dio su consejo contándole la historia de un rey que tenía un privado que le era muy leal, pero le puso a prueba y le dijo que se marcharía y dejaría el reino y su familia en sus manos. El privado se puso muy contento, pero al contárselo a su cautivo éste le dijo que tan solo quería ponerle a prueba, que el rey no se marcharía, así que el privado le dijo al rey que le acompañaría en su huída, ganándose la total confianza del rey. El conde Lucanor se aplicó esta historia y no se dejó engañar por su amigo.

DOS EN UN BURRO:
En esta ocasión el conde le pide ayuda a Patronio porque si hace una cosa le pueden criticar, y si no la hace también. Patronio entonces le contó una historia de un padre y un hijo, que iban hacia un mercado con su burro. Al principio ninguno de los dos iba subido en el burro, y les criticaron, así que el hijo se subió en el burro y otras personas les criticaron. Más tarde el padre se montó en el burro y otra gente les criticó, por lo que los dos se subieron en el burro pero igualmente les criticaron. El padre le explicó al hijo que en la vida, hiciera lo que hiciera, nunca contentaría a todo el mundo y que hiciera en cada ocasión lo que le pareciera más conveniente. El conde Lucanor supo entonces que hiciera lo que hiciera siempre podría haber alguien que le criticara, así que haría lo que al él le pareciera más conveniente.

DOÑA TRUHANA SUEÑA DESPIERTA:
El conde Lucanor le contó a Petronio que le habían propuesto un negocio con el que pensaba que podía obtener muchas ganancias y beneficios. Patronio entonces le contó lo que le había pasado a doña Truhana, que era pobre y se hizo ilusiones pensando que vendiendo un tarro de miel, llegaría a ser rica, pero imaginándose todo aquello el tarro se le cayó, y sus planes fracasaron. Patronio le dijo al conde que debía confiar en cosas razonables y no en ilusiones. El conde siguió su consejo y le fue bien.

LA GUERRA DE LOS PÁJAROS:

En el capítulo el conde le dice a su consejero que un enemigo suyo desea vengarse de un pariente y acudió a su ayuda. Patronio le dice que su enemigo pretende engañarle, y le cuenta la historia de unos cuervos y unos búhos que estaban en guerra. Uno de los cuervos pretendió engañar a los búhos y ganarse su confianza. Así lo hizo y los cuervos, sabiendo las costumbres y secretos de los búhos los vencieron. Patronio le dice al conde Lucanor que su enemigo solo pretende engañarle. El conde siguió su consejo y le fue muy bien.

MARINA FRANCO MARTÍN Nº14 3ºB

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.