lunes, 31 de marzo de 2014

Locuras de Hollywood- Adrián Chaves Lozano Nº5 3ºA

                                                
Sir Pelham Grenville Wodehouse(Guildford15 de octubre de 1881 - Southampton14 de febrero de 1975) fue un escritor humorístico-británico que gozó de un extraordinario éxito en vida y sigue siendo leído. Entre 1903 y 1909 escribió la columna humorística "By the Way" del London Globe, lo que le hizo ganar reputación. Empezó a hacer novelas humorísticas en 1909 y siguió escribiendo hasta su muerte.


                       LOCURAS DE HOLLYWOOD
                  PELHAM GRENVILLE WODEHOUSE


El millonario Alfred Cork muere y deja toda su fortuna a su viuda, quien había sido una actriz muy famosa de cine mudo. En el testamento hay una cláusula: la viuda, Adela, debe mantener de por vida a su cuñado Smedley Cork, el cual es un hombre acostumbrado a la buena vida y a no pegar golpe. El gran problema es que la idea de Adela y Smedley sobre esa manutención es muy distinta: para Adela “manutención” significa una habitación en su casa, con tres comidas al día, y mucho yogurt para bajar los cócteles que continuamente trasiega Smedley.
Por su parte Smedley piensa que Adela está moralmente obligada a instalarlo en un apartamento en Park Avenue, y abrirle una sustanciosa cuenta bancaria.
Como Adela se mantiene en su visión de la manutención Smedley maquina un plan para conseguir la fortuna que cree que se merece. En ese plan ocupa un papel destacado el diario de una actriz muerta en un accidente de aviación. La (solución) a los problemas económicos de todos los personajes implicados en la historia pasa por encontrar el diario de Carmen Flores, antigua propietaria de la casa donde vive Adela.
Bill, (hermana de Adela), Phipps, (mayordomo de Adela), Smedley (cuñado de Adela), Joe Davenport y su amiga Kay. Todos ellos intentan hacerse con ese diario al objeto de vendérselo a una gran compañía de Hollywood y repartirse el dinero. Lo que no saben es que se están engañando unos a otros, y que Phipps, quien tiene un pasado carcelario, les dejará a todos con la miel en los labios.
Adela sospecha que fue Phipps quien ha robado el diario de Carmen Flores, y por tanto lo despide. Phipps se encuentra una vez en su coche y con sus maletas cargadas con Bill y Smedley y entre ellos se establece una polémica acerca del idioma en el que está escrito el diario. Phipps dice que está seguro de que nadie comprara el diario cuando se den cuenta de que está escrito en inglés, ya que una mexicana debía de haber escrito su diario en español. Smedley le asegura que el diario está escrito en español y para probárselo a Phipps se lo entrega. Phipps se disculpa y le da la razón a Smedley: el diario está escrito en español. Acto seguido, Phipps se guarda rápidamente el diario, arranca el coche a toda velocidad y se aleja, dejando a Bill, Smedley y demás sin diario y sin fortuna.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.