domingo, 30 de marzo de 2014

Relatos de Edgar Allan Poe- Adrián Chaves Lozano Nº5 3ºA

                                               RELATOS DE EDGAR ALLAN POE

EL GATO NEGRO

Narra la historia de un hombre que tiene una gran pasión por los animales, cuya última mascota es un gato al que llama Plutón, animal por el que desarrolla un gran aprecio, pero nota que al cabo de varios años su carácter se altera radicalmente por culpa de este animal y por la superstición de su esposa con respecto a los gatos negros.
El hombre es alcohólico y una noche vuele a casa embriagado. Piensa que el gato, que siempre tuvo gran afecto hacia él, le está evitando y decide clavarle un cortaplumas en el ojo, dejándole tuerto.
Sabe que hizo mal pero aún así siente que el gato es un foco de mala suerte y un día decide ahorcarle en la rama de un árbol. Esa misma noche, la casa se incendia y lo único que queda en pie es un tabique divisorio con la imagen de Plutón.
Pasa el tiempo y se olvida de lo ocurrido, hasta que en una taberna ve un gato idéntico a Plutón, cuya única diferencia es una mancha blanca en la barriga. Decide llevárselo a casa, pero de nuevo tras varias semanas comienza a sentir odio hacia el nuevo animal, por parecerse al anterior y tener demasiado cariño hacia él.
Un día el hombre, borracho, quiere agredir al animal, pero éste le muerde, haciendo que su dueño entre en cólera y coja un hacha. Su mujer le intenta frenar y el hombre decide matar a su esposa.


La deposita tras una pared y se olvida de lo ocurrido. Pronto llega la policía porque la mujer lleva varios días desaparecida y buscan en la casa. El hombre no pudo resistir las ganas de mostrar algún gesto de victoria porque no podían encontrarla, así que da golpes contra la pared mientras afirma que es una casa muy sólida. La policía sospecha, echa abajo la pared y descubren el cadáver junto con el gato negro, que reposa junto a ella.

Moraleja: la verdad siempre sale a la luz. Otra enseñanza que podemos sacar es que nunca mejora su estado quien muda solamente de lugar, y no de vida y costumbres.




EL ESCARABAJO DE ORO

Legrand, en compañía de su esclavo  Júpiter,  va en busca de un tesoro que descubre al encontrar un excepcional escarabajo de oro y al enseñarle un dibujo de éste a su único y mejor amigo (el narrador), descubre que el escarabajo tiene forma de calavera.
Júpiter va en busca de la ayuda del narrador para ver si puede sacar de sus alucinaciones a Legrand. El narrador lo encuentra,  éste le muestra el escarabajo y le propone que lo acompañe a una expedición que hará con Júpiter.

Después de dos horas de recorrido llegan al lugar previsto. En aquel sitio Legrand pide a Júpiter que trepe un árbol llevando con él al escarabajo.  Júpiter sube y encuentra una calavera.
Legrand le indica que deje caer el escarabajo por el ojo izquierdo de la calavera y Júpiter obedece. Excavan hasta que después de un rato encuentran unos esqueletos y un baúl con grandes riquezas.  LLegan a casa de Legrand y cuentan todos los objetos que contiene el baúl.

Con ayuda de un pergamino consiguen averiguar el secreto del baúl: pertenecía a un conocido pirata  y los esqueletos que habían encontrado eran posiblemente de las personas que ayudaron a cavar el hoyo.

Moraleja: hasta las ideas más disparatadas si se trabajan pueden ponerse en práctica. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.