sábado, 3 de mayo de 2014

El Exorcista Resumen

EL EXORCISTA de William Peter Blatty


La historia comienza en el norte de Irak donde el Padre Lankester Merrin, un anciano sacerdote jesuita,  dirige una excavación arqueológica. Tras encontrar una figura del diablo Pazuzu, un dios de la antigua civilización sumeria, y una medalla de San Cristóbal en el mismo lugar, ocurren una serie de siniestros sucesos que le hacen pensar que tendrá que hacer frente con alguna fuerza maligna, ya que el sacerdote llevaba tiempo haciendo exorcismos por toda África. Ya en Georgetown, EEUU, una niña llamada Regan MacNeil que vive con su madre contrae una extraña y desconocida "enfermedad". Tras una serie de fenómenos paranormales, la niña sufre terribles cambios físicos y mentales que cambian su modo de ser y pensar por completo. Por eso la madre sospecha su hija que está poseída por un espíritu.
Después de muchos tratamientos médicos y psiquiátricos inútiles, la madre de Regan le pide ayuda a un sacerdote jesuita de la ciudad. El Padre Damien Karras, que atraviesa una crisis de fe debida a la muerte de su madre, acepta visitar a Regan como un psiquiatra( al principio él se niega a admitir la posibilidad de una posesión diabólica). Tras varias visitas a la niña, que ya se encuentra completamente poseída por su "espíritu diabólico", Damien decide solicitar el permiso del obispo para realizar un exorcismo sobre la niña.
Después de esto el obispo designa como exorcista al Padre Lankester Merrin, ya que es el más experimentado, y que acaba de regresar de Irak. Damien se convierte en su asistente. El exorcismo se convierte en el más difícil para el Padre Lankester y ambos sacerdotes se agotan tanto física como mentalmente. Tras la muerte de Lankester, el Padre Damien, que ya ha recuperado su fe, se encarga del exorcismo y logra salvar la vida de Regan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.